Calamón común



12/09/2015
Calamón común (Porphyrio porphyrio)

Inconfundible, tanto por la coloración de su plumaje, como por su pico-escudo y patas.

Aún recuerdo con excitación el primer calamón que vimos en las marismas de Odiel. Desde un observatorio comenzamos a oír algo que se acercaba entre la vegetación. Caminando lentamente fue apareciendo un calamón, sorprendiéndonos con su colorido y la espectacularidad de sus patas que utilizaba para sujetar los tallos de los que se alimentaba.

Desde aquella vez, los hemos podido volver a ver durante nuestros viajes por el sur. En la laguna de Navaseca, donde caminaban por terreno despejado, en el Brazo del Este del Guadalquivir donde de una tacada contamos más de cuarenta ejemplares en un recodo, o en el refugio del Calamón en el paraje del Hondo, donde hoy nos encontramos y un par de calamones se alimentan bajo nuestra atenta mirada.









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada