Pico Cerroso por las Barreticas y descenso por la canal del Queso




11/10/2014
La Tierra gira inexorablemente, y después de la berrea llega el turno a la otoñada. La explosión de colores en los bosques, los mantos de hojas y si viene con agua, los arroyos cantarines.

Había pensado acercarme hasta Omaña para disfrutar de los abedulares de Montrondo o Fasgar, pero el mal tiempo, y solo disponer de la mañana, me lleva hasta Argovejo.

Un nuevo ascenso al Pico Cerroso. En esta ocasión, por el valle de Tejedo, recorriendo Las Barreticas.

El hayedo solo ha coloreado las zonas superiores. Aún así, la luz suavizada por un manto de nubes, se encarga de dar una pincelada "elfica" al bosque.

Entro al valle. Las lluvias le han devuelto color. Alcanzo el collado de la Trapa y la vista se pierde por las montañas de Ocejo: Los Moros, el Campriondo, peña los Castros, Peñacorada.

Tras alcanzar la cumbre, desciendo al pequeño collado que forman el pico Cerroso con la pena Cebedo, para bajar por la canal del Queso.

Un recorrido nuevo. Con pocas reseñas en internet. Entro con dificultad entre árboles y arbustos. Al poco el hayedo se abre, y encuentro una traza que me lleva a un descenso muy cómodo. Me sorprende no encontrar ningún arroyo hasta el final de la canal, ya próximo a la pista del valle de la Trapa, que tomaré para volver a Argovejo.

Argovejo.

Amaneciendo.

La niebla se agarra a los valles.

El hayedo de Las Barreticas se alcanza con rapidez desde Argovejo.


Una semana. Si llueve algo menos, para alcanzar el pleno colorido.

Aún así, el bosque esta precioso.


El valle de Tejedo.

Peña Cebedo aparece como una prolongación de la cima del pico Cerroso. El collado de la Trapa lo separa de la Rionda.

Una vista atrás. Otro macizo cercano: Los Jaidos.

Los corzos abandonas la seguridad de los bosques para venir a pastar por las praderías de Tejedo.

Desde el collado del la Trapa. Pico Cerroso adquiera mayor dimensión que peña Cebedo.

Vallas, limites. Quién le pone puertas al campo???

Los Moros, la Rionda y el pico Roscas, las esbeltas montañas de Ocejo de la Peña.

Y en el valle de Ocejo las discretas alturas del Campriondo y Peñacorada.

El castillo de Los Castros protege la entrada del valle de Mental.


La arista que me lleva a la cima.

Nueva foto de Los Moros y la Rionda.


Y la arista que por el pico Roscas lleva hasta el Aguasalio.

CIMA!!!!



Los rebecos se alejan al menor ruido.


Antes de entrar en la canal del Queso.

De nuevo en un hayedo, en el mundo de la frondosidad.



Descubro una mancha oscura. Me acerco y veo que se trata de un magnifico tejo.


Todo el sendero es en descenso. Ya solo queda disfrutar del bosque.










4 comentarios:

  1. Un bosque bellísimo pero creo que tardará más de una semana en ponerse "en forma". Las fotografías siempre hermosas. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso sería estupendo, para poder disfrutar más de los bosques de otoño.

      Saludos.

      Eliminar
  2. Pepe iba a preguntarte como se te acercan tanto los bichos para que les fotografies....pero después he visto una foto tuya en el bosque y estás muy mimetizado.

    Argovejo y sus valles son siempre un espectáculo

    Muy buenas fotos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Más que mimetización, los 1200mm de la cámara que llevo.

      Argovejo es un espectáculo en todas las estaciones.

      Saludos José Luis.

      Eliminar